Obediencia: ¿calidad de vida o sometimiento?

23 junio, 2015

La obediencia es un aspecto necesario en la vida de un perro doméstico. Un perro obediente tiene más probabilidad de integrarse a la familia en diversas situaciones, recibir más atención y acceder a un alto grado de libertad. Sin embargo, algunas personas son reacias a adiestrar a su perro porque consideran que es una forma de someterlo. En los últimos años, parte del adiestramiento ha logrado alejarse del uso del sometimiento. Mediante el uso de técnicas no aversivas, derivadas del condicionamiento operante, se logra evitar la excesiva sumisión que se observa con el método tradicional. En Escuela Canina GB, te proponemos la obediencia como “comunicación” mediante el uso de un lenguaje en común, aplicada a situaciones cotidianas y alejadas del sometimiento. Para esto, es crucial que aprendas nuevas formas para comunicarte con tu perro, ya que de esto depende, principalmente, el mantenimiento de un comportamiento y una comunicación saludables una vez finalizado el período de instrucción. Cuando aprendemos a comunicarnos a través del lenguaje que los perros pueden entender, además del respeto que esto implica, mejoramos nuestra relación en varios sentidos. La información cotidiana se transmite en forma clara y fluida, la atención a nuestras indicaciones es superior, se optimiza la enseñanza, el perro accede a un mayor grado de libertad y se genera un apego mutuo más saludable.

El resultado: la incorporación de tu perro a la vida humana de manera respetuosa, saludable, segura y sin que te resulte una carga.

No comments

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *